“El uso de la bicicleta desde temprana edad puede ayudar a prevenir la obesidad infantil”

La obesidad tanto adulta como infantil en Chile ha ido aumentado durante los últimos años. Según el último informe de la JUNAEB 2020, 5 de cada 10 niños presenta malnutrición por exceso, es decir tiene sobrepeso u obesidad. Este aumento, se vio principalmente en niños de pre kínder, kínder y primero básico.


Al tratarse de una enfermedad, caracterizada por ser una acumulación excesiva de grasa corporal, puede ser causada por múltiples factores, como genéticos, patológicos o por malos hábitos en el estilo de vida como son una mala ingesta de alimentos y falta de ejercicio físico. La mantención y el aumento de este estado de malnutrición por exceso en niños, puede conducir a adultos obesos con mayor prevalencia a desarrollar enfermedades crónicas no transmisibles, como la diabetes.


Para saber más sobre este tema, conversamos con la Nutricionista María Jesús Leal-Witt, Doctora en Nutrición y Alimentación y experta en el tema, la que nos explicó la importancia del ejercicio físico desde la niñez y cómo, en este caso, la bicicleta puede aportar a prevenir este tipo de enfermedad en los niños. 


¿Qué tan importante es hacer deporte y cómo afecta usar la bicicleta para prevenir la obesidad? 

-Para los niños es muy importante que se realice ejercicio desde que son pequeños, para crearles el hábito, y así que puedan relacionar el hacer ejercicio con una nueva forma de jugar. De esta manera, se pueden evitar las horas de sedentarismo, logrando que se muevan, practiquen y jueguen para no tenerlos sentados en la casa todo el día o favoreciendo las horas frente a la pantalla y/o videojuegos. Es muy importante crearles un hábito de ejercicio y movimiento como parte de la rutina diaria. 


Entonces, ¿se podría evitar problemas futuros en una persona si se empieza a usar la bicicleta desde pequeño? 

-Los niños están en periodo de crecimiento, por lo que es muy grave si no se trata el sobrepeso o la obesidad, ya que esto podría llevarlos a que se conviertan en adultos con obesidad y se desarrollen enfermedades cardiovasculares como la diabetes, colesterol alto, problemas cardíacos que pueden conducir incluso a la muerte. En los niños menores de 12 años, no está indicado utilizar fármacos para la obesidad, por lo tanto, solo queda mejorar sus hábitos, como el ejercicio diario. 


¿Cuánta cantidad de ejercicio sería lo óptimo para tratar la obesidad en nuestro país?

-La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha determinado que niños/adolescentes de 5 a 17 años deberían invertir 60 minutos diarios en ejercicios de intensidad moderada a vigorosa y en adultos mayores de 18 años, 150 minutos semanales. Si consideramos la realidad de nuestro país y los factores que puedan influir en la práctica de ejercicio, se entiende que un niño/a no pueda realizar esta cantidad de deporte, ya sea por las distancias o la seguridad de andar en bicicleta diariamente, o porque no todos tienen bicicletas, pero también porque no hay suficiente cantidad de ciclovías y la ciudad no está preparada. Pero si hay voluntad y conocimiento del beneficio, el ejercicio se puede hacer de otra forma.


Finalmente, recomiendas el uso de la bicicleta desde temprana edad y cuáles serían sus beneficios? 

-Sí, totalmente. El principal beneficio sería el movimiento constante por parte de los niños, ya que pueden usar la bicicleta como hábito de juego para disminuir las horas de sedentarismo o también como medio de transporte para trasladarse al colegio, por ejemplo. Uno siempre trata de que los pacientes dediquen una cierta cantidad de horas al deporte, por lo que la bicicleta normal o bicicleta estática también pueden ayudar a prevenir esta enfermedad que día a día va aumentando en nuestra sociedad.


Este Blog fue escrito con apoyo directo de una profesional especialista en el tema.

Le agradecemos profundamente su aporte:

María Jesús Leal-Witt, doctora en Nutrición y Alimentación